El virus de los muertos vivientes o zombis

Votar este artículo sobre Virus: Zombis    

Quizás porque eran más fáciles de controlar y de matar, los zombis nunca adquirieron el caché de sus primos "los no muertos", los vampiros. Este fenómeno ampliado a la ciencia: la investigación del zombi era considerada un campo menos encantador y retrasado constantemente comparado con la investigación del vampiro. Desde el desarrollo de la vacuna en 1911, la amenaza del zombi se ha reducido considerablemente, pero no por ello debemos estar satisfechos. La mayoría de los expertos creen que ahora, es más fácil que se de un brote de zombi que un brote vampírico.

EL VIRUS

El virus del zombi viene al igual que del virus humano del vampiro, de la familia Mononegavirales. El virus se propaga principalmente a través del contagio. Estos virus predominan en las regiones tropicales debido al clima, ya que favorece la aparición de brotes. La naturaleza de las plagas urbanas se propagaron por medio de las ratas infectadas, éstas morderían a seres humanos directamente. También, otros animales roedores podrían transmitirlo.

Al igual que con el vampirismo, los seres humanos infectados con el virus lo transmitirían a través de su saliva, infectando la sangre de su víctima con una simple mordedura.





Etapas de la enfermedad

Las etapas de la transformación en zombi son iguales que las de los vampiros pero con dos diferencias importantes: en los zombis, los primeros síntomas y la transformación completa es mucho más rápida y no tiene ninguna relación con los ciclos del día y la noche. A continuación, les enumeramos las siguientes etapas:

  Primera Etapa: Infección.

Los síntomas de la infección del zombi aparecen rápidamente: en el plazo de una o dos horas, la víctima desarrollará un dolor de cabeza, fiebre, escalofríos y gripe como síntomas. El proceso de infección del zombi dura mucho menos comparándolo con la del vampiro infectado que dura aproximadamente entre tres y seis horas, durante las cuales la vacuna es 100% eficaz.

  Segunda Etapa: Coma.

Los comas del zombi son considerablemente más breves que el de los vampiros. El pulso y la respiración se mantienen lentos y el coma dura solamente entre cuatro y seis horas. Sólo los más jóvenes y muy viejos no logran sobrevivir a estos profundos comas, aunque se han dado casos extraordinarios de zombis de 5 años así como de 90. Al igual que con los vampiros, la vacuna obtiene un 50% de eficacia cuando se administra durante la segunda etapa de la infección: cuanto más tiempo se prolongue el coma de la víctima, menos eficaz será la vacuna.

  Tercera Etapa: Transformación.

Los zombis despiertan de sus comas en un estado catatónico. Son insensibles a la mayoría de los agentes externos. Los vampiros se someten a un período de aclimatación; mientras que un zombi comenzará la caza inmediatamente después de la transformación.


Fuente: pasarmiedo.com

Recomienda este artículo sobre Misterios del Mundo a un amig@...

Tu Nombre: Tu Correo:
Su Nombre: Su Correo: